El mundo en movimiento...


Contradicciones en la democracia y popularidad

La Asamblea Nacional, máxima representación popular, está sellada con cientos de policías y militares, separando a los asambleístas de sus representados. Fue convocada, para sorpresa general, para mañana jueves 3 a las 7 de la mañana. Se estima que leerán las enmiendas durante cuatro horas. ¿No hay una forma mejor de hacerlo?
Los 100 asambleístas de Alianza País, y sus alternos, se reúnen en el hotel Quito, para ver cómo proceden durante la votación. ¿Quién paga eso? ¿Y la austeridad? ¿No hay lugar en la Asamblea para que se reúnan los legisladores?

CON 'LOS CINCO SENTIDOS DEL PERIODISTA', según Ryszard Kapuściński (1932-2007).

Un mapa que preocupa

Archivo del blog