El mundo en movimiento...


'Un cuento celeste'; una buena idea mal planteada

La Cámara Uruguaya del Libro y la Asociación Uruguaya de Fútbol convocan a participar del Concurso de Cuentos Un cuento celeste. Muy buena iniciativa y felicitaciones. Pero, ¿por qué en la era digital no lo hacen por internet y eliminan la barrera del envío del viejo sobre?

El propio Técnico de la Selección uruguaya, WashingtonTabárez lo dice claramente: “Han cambiado los tiempos. Es verdad que la informática ha relegado un poco al libro”.
El Maestro, al destacar la iniciativa, agrega que “los jugadores han establecido con los niños una relación a la distancia”. Lo que quiere decir, con miles y miles de uruguayos en todo el mundo. ¿Por qué no facilitarles las cosas a esos potenciales participantes y hacerlo por internet? Se imaginan niños de Australia, Japón, Holanda, entre muchos países más, enviando sobrecitos manila con su cuentito? Me cuesta creerlo, cuando además, ellos son de la generación digital, y podrían participar por internet.

Vean el anacronismo de una buena idea, mal planteada:
“Para concursar, las obras deberán presentarse en un sobre manila A4, que contenga en el exterior, en letra clara, el seudónimo del autor y el nombre del concurso: «Concurso de Cuentos Un cuento celeste». En el interior debe incluir: El cuento firmado con seudónimo, un sobre cerrado que en el exterior tenga rotulado el seudónimo y, en el interior: nombres y apellidos del autor, categoría en la que participa, dirección, institución educativa a la que concurre y teléfono (este puede ser el de la institución).
¡Señores, por favor! Es un concurso para niños. No parecen la Cámara del libro.

CON 'LOS CINCO SENTIDOS DEL PERIODISTA', según Ryszard Kapuściński (1932-2007).

Un mapa que preocupa

Archivo del blog